Por Laura Ballester (Indumentat). Los preparativos para un año de Fallera Mayor, son mejores cuando cuentas con la ayuda de personas que ya han vivido esa experiencia en su diario fallero. Por eso sus vivencias comienzan a ser una lección teórica pero también muy práctica de cómo vivir un gran año. La elección de la indumentaria, de unos accesorios u otros, el tipo de mantilla e incluso qué ponerse para los primeros actos de particular cuando se acumulan las primeras visitas y actos en el sector se vive con mucha ilusión y, sobre todo, con la tranquilidad de saber que están a tu lado las personas que te va a ayudar constantemente y que te aconsejan que será mejor para ti. Tu familia, amigos, indumentarista, estilista e incluso aquella amiga del colegio que ya ha sido Fallera Mayor y con la que además os une un cariño especial.

Elena Cuenca fue Fallera Mayor 2016 de la comisión San Vicente-Periodista Azzati-Padilla y Ana Soler es Fallera Mayor 2018 de la comisión Quart-Palomar. Aunque hayan cumplido su sueño en fallas diferentes y en años diferentes, comparten la esencia de ese cargo, la ilusión, pasión y amor por las fallas.

DSC02534-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat
Elena Cuenca fue Fallera Mayor 2016 de la comisión San Vicente – Periodista Azzati – Padilla y Ana Soler -a la derecha de azul- es la Fallera Mayor 2018 de la comisión Quart – Palomar.

A Ana todavía le queda un mundo por descubrir, está dando sus primeros pasos de reinado y Elena revive los recuerdos más maravillosos, lo que le permite aconsejarle el ritmo de los preparativos o de cómo serán los primeros actos. Además ambas, comparten sector, El Pilar – Sant Francesc y están federadas en la misma sección, la 1ª A por lo que su agenda va a tener muchas coincidencias en el reinado.

DSC02577-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

DSC02635-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

Ana lo tiene claro, agenda de Fallera Mayor en mano y a empezar. Primero nombramientos, luego proclamaciones y entre tanto acto aprovechar para conocer a las demás Falleras Mayores de su sector.

Para mi lo más importante en este momento es elegir trajes, peinetas, aderezos… son mi pasión. Por ello necesito a mi lado el consejo de mi confidente más fiel, mi madre que se llama Pepa – cuenta Ana nerviosa y emocionada a la vez.

DSC02562-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

Elena, entre risas, confiesa que también su mano derecha fue su madre, Lola, quién estuvo a su lado en todo momento para ayudarle a dar los primeros pasos.

¿Qué color me favorecerá más? ¿Ese estilo de zapato será cómodo?” Y lo más importante “¿Por dónde empiezo? – eran las preguntas que inundaban mi cabeza aquellos meses iniciales, explica Elena.

DSC02554-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

Elena, con los ojos llenos de recuerdos, le aconseja que no corra, “es un año que pasa muy despacito y hay que disfrutar de cada momento, grabarlo en la memoria”. Y Ana ya sueña con sus primeras fotos, las oficiales y las de la Federación de 1ºA. Confiesa que “me encantaría estrenar un traje nuevo para las fotos” y, de hecho, está manos a la obra ya en manos de sus cómplices en Josep Corts Indumentaristes, pero el factor sorpresa es indispensable para ella y “hasta aquí puedo leer…”. Para esas fotos, Elena eligió un traje muy especial, de color rojo, el primer traje oficial que estrenó como Fallera Mayor.

DSC02569-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

La ilusión de estrenar

Ana tiene muy claro todo lo que quiere para este año, pero las intenciones no suelen coincidir con la realidad, los amores a primera vista existen y más en un año como éste y de eso Elena sabe mucho. Ella tenía la intención de hacerse dos trajes nuevos y arreglarse algunos de los que estrenó cuando fue Fallera Mayor Infantil, sin embargo, aquel plan inicial cambió cuando una tela se cruzó por su camino y, como no podía ser de otra manera, el amor a primera vista triunfó y se convirtió en una de sus majestuosas galas.

Elena recuerda que “fue muy emocionante que después de tantos años esperándolo, llegase el 2016 y comenzar a pensar qué hacer o elegir los elementos de la indumentaria valenciana que iba a lucir”, todo ello junto a su madre, quién disfrutó cómo si de ella misma se tratase. Esa emoción de la que habla Elena, poco a poco se comienza a reflejar en los ojos de Ana, quien ahora está viviendo esos preparativos, esos primeros momentos de nervios en los que no sabes bien qué hacer, solo sabes que tienes que todo tiene que ser perfecto. Y nos confiesa que sigue con mucha atención las publicaciones de Indumentat para no perderse detalle.

DSC02681-Diario-Fallera-Mayor-Indumentat

Juntas coinciden en que ahora es el momento en el que todo pensamiento sobre este año se comienza a hacer realidad: la ilusión de ir a las tiendas y elegir los modelos de aderezo con los que siempre habías soñado o el cancán que mejor se acopla al vuelo que quieres e incluso algo tan sencillo como las medias de fallera. Después, en el momento de la verdad – concluye Elena – verlo todo tan precioso y bien puesto, es cuando te das cuenta de lo maravilloso de esta primera etapa, dónde los sueños, se hacen realidad.

Texto y fotografías: Laura Ballester para Indumentat.

Entrada anterior

Fin de semana de Preselecciones con cambio en el calendario previsto

Siguiente entrada

Les Falleres Majors acompanyen la Mare de Déu del Carme en la seua festa a València