El vestidor que mostramos en esta ocasión está pensado por y para un niño. Diseñado por la firma Flor de Cotó – Taller Flor d’Aigua, que ha querido romper el concepto de uniformidad y crear un un vestidor versátil para disfrutar de la fiesta dentro del respeto a la tradición. Adrián Lizana Cruz tiene 8 años, pero le gusta opinar cuando elige su ropa. Sea la de vestir a diario, o aquella que va a conformar durante este año su ropero fallero como presidente infantil de la Falla Pío XI – Fontanares. Su historia dentro de esta comisión tiene alguna casual coincidencia que nos cuenta su madre, Rocío Cruz.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 19

Hemos sido de la directiva de la falla, mi marido fue presidente cinco años, yo fui Fallera Mayor de la misma en el 2005 y a Adriá lo apuntamos el mismo día que nació (se ríe) que había directiva. Cuando estaba embarazada María Sánchez Gordillo, la Fallera Mayor Infantil con mi marido Juanjo como Presidente, me dijo, que le gustaría que cuando ella fuese la Fallera Mayor, mi hijo fuera su Presidente Infantil. Adriá nació en el 2007 y este año será Presidente Infantil con María que es nuestra Fallera Mayor 2016. Pero todo ha sido casual porque en la comisión se hace un sorteo entre los que se apuntan a presidente y falleras mayores. Y ambos han salido elegidos en la votación.

Nada más conocer su suerte, la familia Lizana Cruz se puso a pensar en el vestidor de su hijo mayor. Preguntaron por la ropa que habían visto en otro presidente infantil, de la comisión Santa Micaela porque iba muy correcto en las diferentes fotografías que habían visto de él. El boca oreja es la mejor tarjeta de presentación para un indumentarista. Así que, descubierta la empresa Flor de Cotó – Taller Flor d’Aigua, se acercaron hasta su tienda en el corazón del barrio del Carmen.

 Llegamos a su tienda y no miré más. Nos gustó el trato, el estilo, la confección a mano de sus camisas de hilo tan bonitas y personalizadas con los botones de nácar y, por qué no decirlo, el precio. Nos pusimos manos a la obra y este es el resultado. Creo que hemos logrado que Adrián vista cómodo, que no se sienta encorsetado y que vaya contento con la ropa de valenciano. Primero le hicieron este traje de torrentí del s.XVIII. El calzón va en negro y el chaleco es tipo casaca en rosa y oro. Lo más divertida es la historia de la casaca, de terciopelo verde que los de Flor de Cotó rescataron de unas cortinas que nunca llegaron a confeccionarse. El contraste quedó muy bonito el pasado 12 de diciembre que fue la Presentación.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 22
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 23
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 12
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 18
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 10

A Adriá le gusta verse bien. Es presumido y, al igual que a la Fallera Mayor Infantil, le apetece desfilar con sus mejores galas. Ha participado en la elección de telas, complementos y ha aprendido a combinar su ropa de Presidente con la misma practicidad que la de diario. Su segundo traje, el único que luce con zapatos, está inspirado en los “Grups de Ball” en tafetán morado que se ha completado con un barret d’arboços que espera lucir en la recogida de premios.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 24

Para nosotros es fundamental contar con un vestidor práctico. Piezas que puedo intercambiar con varios calzones de torrentí e incluso con el saragüell. Encargamos tres chalecos del XVIII perfectamente intercambiables, al igual que calcetines, fajas, lligacames y espardenyes. Ahora sólo queda recoger un chaleco rojo que reservamos para Fallas, pero el resto ya está en casa. No me gustan los trajes tipo uniforme, porque es un niño y no quiero condenarlo de esa manera. Por eso hemos jugado a las combinaciones con la ropa a la hora de elegir su ropa y el resultado muy funcional nos agrada a todos. Nos han gustado también otros complementos como los detentes de la Virgen de los Desamparados o de San José de Miguel Ángel Pallarés, su alfiler y el broche para asegurar bien las fajas. Y por último, esta manta preciosa de Camilo Miralles que le han regalado y que viene muy bien para los días de frío en invierno.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 4
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 1
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 11
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 3
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 14
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 5
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 3
Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 27

Su combinación más simpática es la que menos le gusta a él porque, según nos comenta divertida su madre “le parece que no es ir de Presidente“. Es un calzón de lana fría azul a cuadros del XIX tobillero que le da una imagen de pícaro, salido de un cuento ilustrado de Charles Dickens, y que completa con un blusón de seda fresa con cashmire con botones de cristal que estrenó para la presentación de bocetos. La faja va colocada por debajo y sobre ésta se coloca el acordonado del blusón.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 6

El momento más complicado a la hora de vestirlo es la colocación de fajas y sobre todo de pañuelos, pero en casa, cuando no puede acudir Javier Pérez de Flor de Cotó – Flor d’Aigua, tenemos la solución: ponemos en paralelo el tutorial que en Facebook tiene esta empresa y nos sirve de guía a la hora de ponerlo correctamente.

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 7

Flor de Cotó Presidente Infantil Indumentat 8

Mientras realizamos el reportaje fotográfico con Totem Audiovisuales para Indumentat, el pequeño de la familia se acerca a nosotros con un improvisado micrófono de mano y nos pregunta: “¿Cuándo me toca mi entrevista?”. Sólo tiene 5 años, pero su respuesta nos demuestra el cariño que hay en esta casa por las Fiesta y la moda tradicional valenciana cuando responde: “A los 8 años seré presidente infantil y me haré un chaleco amarillo”. Ya hemos quedado con él. Tal vez sea tan premonitorio como el año que espera por delante al pequeño Adrián, un presidente infantil con mucho estilo.

Entrada anterior

Maquillaje para Falleras: 8 trucos que te harán brillar

Siguiente entrada

Un peinado por recuperar