La Ofrenda de Flores a la Virgen de los Desamparados es para muchos el acto más esperado del programa fallero. Sin embargo, la emoción de pasar por delante de la Basílica se recuerda, en ocasiones, casi tanto como el dolor de pies. Vamos a intentar ponerle remedio este año. Los pies comienzan a resentirse a partir del día 17 con las verbenas y pasacalles. Es importante darles un poco de cariño ante el reto fallero de la Ofrenda. En ocasiones estamos habituados a caminar, pero no con calzado que sólo llevamos un par de días al año y con el peso añadido del resto de la indumentaria. Tomemos buena nota de estos consejos del podólogo D. Alejandro Tarazón y disfrutemos del momento de visitar a la Patrona.

  1. Prevención e hidratación. Es conveniente recortar bien las uñas e hidratarlos con una crema fresquita para estimular la circulación de la planta de los pies, especialmente la zona de los dedos y el talón. En farmacias y supermercados venden una amplia gama de cremas tipo “gel frío” que es un excelente anticongestivo.125--Pies-falleros-Indumentat
  2. Muchas valencianas, no acostumbradas al hilo usan debajo unas medias de espuma para evitar molestias. Lo ideal es llevar los zapatos un rato antes por casa y comprobar si nos ajustan de la misma manera que el año pasado. También se aconseja, si padece dolor de pies, tomarse un ibuprofeno por la mañana con el desayuno o comida, con su protector de estómago si se padece de éste._MG_1101 pies falleros
  3. Conviene revisar las gomas de los calcetines y evitar que éstos se deslicen por la pantorrilla con unos lazos o lligacames que harán más cómodo el trayecto. En el caso de llevar espardenyes también conviene anudarlas bien para evitar perder el paso en el desfile. Déjelos sujetos pero no apretados, pues la holgura se cubrirá al caminar con la dilatación del pie.DSC09564 pies falleros
  4. Sólo para pies de adultos. Un baño con Panreumol es recomendable, antes de salir y al regresar de la Ofrenda. Se recomienda ponerlo disuelto en agua con cubitos de hielo. Es muy importante no secar el pie frotando, sino a golpecitos suaves para no arrastrar el principio activo con la toalla. DSC09657 pies falleros
  5.  Durante la Ofrenda se puede llevar un spray frío de efecto rápido, apto para niños también, para los que tengan un dolor de pies agudo. No obstante, esta es una de las escenas habituales en la Ofrenda. Cuando un zapato se sale o un calcetín nos está haciendo la Ofrenda imposible. Por eso conviene tener cerca un recambio o solución inmediata. ¿Cuántos padres han cambiado calzado de vestir por espardenyes en la infancia y volvían a poner los zapatos antes de entrar a la Plaza de la Virgen? Cientos.20150317_163935--Pies-falleros-Indumentat
  6. Para niños muy pequeños el calzado ideal es el que se cierra con sistema de velcro, sin embargo, en el caso de llevar espardenyes, comprobemos que éstas no les oprimen en exceso el tobillo y permiten una correcta circulación sanguínea. 20150317_180312--Pies-falleros-Indumentat
  7. Si tiene callos entre los dedos le aliviará utilizar una esponja o separador suave de silicona. Seguro que le hará más fácil el camino. 092--Pies-falleros-Indumentat
  8.  Durante el recorrido controle del cambio de nuestro centro de gravedad, es decir, evite los plantones siempre sobre la misma rodilla. Reducir un par de centímetros el tacón, si el recuerdo del año pasado no es agradable, también es la mejor solución. Así evitaremos dos cosas: la metatarsalgia en la planta y los dedos en garra o martillo que acaban produciendo una contractura por la presión en los tendones, en los dedos y finalmente con el tiempo, los curva. 03122016-_MG_9308
  9. Recuerde que el momento del relax empieza la noche anterior. Realice un masaje de pies el día previo a la Ofrenda, además dormirá mejor. Puede utilizar una crema tipo Emla, que es un analgésico superficial empleado en dermatología que quita la sensibilidad. Recuerde que los baños caseros con Nolotil no sirven de nada. No es el modo prescrito para este medicamento que es oral o intravenoso. DSC_1487--Pies-falleros-Indumentat
  10. Llegados a casa, nuestros pies merecen un premio, pero también nuestras rodillas y cadera. Piernas en alto, baño caliente y tras las Fallas disfrute de unos largos paseos descalzo por la arena de la playa y unas sesiones de presoterapia para aliviar la fatiga y los espasmos musculares. Mejorará la circulación venosa de retorno y le ayudará a drenar el exceso de líquidos. Volverá a sentirse como un recién nacido.

DSC09851 pies falleros

Entrada anterior

La Falla Almirant Cadarso - Conde Altea, ninot indultat infantil

Siguiente entrada

75 años de pasión y devoción