Dicen los expertos que la peineta puede ser la única pieza de la indumentaria de valenciana verdaderamente autóctona ya que su forma, sus hendiduras, sus acabados no se dan en ninguna otra parte de la geografía española.

Es por ello que queríamos hacer un homenaje esta pieza tan singular que se realiza mediante diferentes técnicas y procesos, pero siempre de una manera artesanal y que sobrevive gracias a la indumentaria de valenciana.

Hemos seguido la creación de una peineta clásica cincelada por el artesano Sergio Ortíz que nos ha permitido acompañarle y compartir con Indumentat todo el proceso. Este maestro, tercera generación de orfebres, trabaja con las herramientas heredadas de su padre y su bisabuelo, más los cinceles que él mismo ha creado ya que no  se pueden adquirir en ningún sitio.

No ha sido la única herencia de sus mayores, junto a las herramientas y la pasión por su trabajo, Sergio Ortíz heredó más de 400 dibujos de peinetas de su padre, dibujos clásicos y también exclusivos,  a los que él ha ido sumado más en una década de profesión hasta alcanzar los más de 750 diseños. Una singular biblioteca de temas que personalizan su trabajo y lo hacen único e irrepetible.

Cada peineta requiere entre 15 y 20 cinceles diferentes, 3 o 4 toques mínimo cada detalle que “dibuja” sobre el metal para darle su forma única. El lema de esta firma es: La artesanía no es perfecta… y eso es lo que la hace tan maravillosa.

Image: foto y vídeo Totem audiovisuales

Entrada anterior

El Gremio de Sastres y Modistas obsequia con un traje a la Fallera Mayor Infantil de Valencia

Siguiente entrada

L'Exposició del Ninot obri les seues portes